Ver directamente las casas de Trinidad

Trinidad

Las casas de Trinidad (26)

  • OasISis
  • OasISis 25 CUC /d Trinidad
    Dir. ind: Frank País y Desengaño
    Tipo negocio: Renta
    Tipo renta: Habitación
    Cuartos: 3 Fotos: 23
    Detalles
  • Hostal Loraine
  • Hostal Loraine 20 CUC /d Trinidad
    Dir. ind: Echeverría #69-A y Pérez
    Tipo negocio: Renta
    Tipo renta: Habitación
    Cuartos: 3 Fotos: 19
    Detalles
  • Villa Dalia
  • Villa Dalia 35 CUC /d Trinidad
    Dir. ind: Real y Perla, rpto Casilda
    Tipo negocio: Renta
    Tipo renta: Habitación
    Cuartos: 5 Fotos: 24
    Detalles
  • Squinita
  • Squinita 30 CUC /d Trinidad
    Dir. ind: Rita María Montelier y Bolívar
    Tipo negocio: Renta
    Tipo renta: Habitación
    Cuartos: 4 Fotos: 11
    Detalles
  • Sdomingo
  • Sdomingo 35 CUC /d Trinidad
    Dir. ind: Cienfuegos y Borell
    Tipo negocio: Renta
    Tipo renta: Habitación
    Cuartos: 2 Fotos: 12
    Detalles
  • Salernitana Cotizada
  • Salernitana 25 CUC /d Trinidad
    Dir. ind: Frank País y Simon Bolivar
    Tipo negocio: Renta
    Tipo renta: Habitación
    Cuartos: 2 Fotos: 24
    Detalles
  • Hostal Cuba Cotizada
  • Hostal Cuba 25 CUC /d Trinidad
    Dir. ind: Calle C La Boca
    Tipo negocio: Renta
    Tipo renta: Area independiente
    Cuartos: 2 Fotos: 20
    Detalles
  • Maria_guadelupe
  • Maria_guadelupe 25 CUC /d Trinidad
    Dir. ind: Calle Ernesto V. Muñoz
    Tipo negocio: Renta
    Tipo renta: Habitación
    Cuartos: 2 Fotos: 12
    Detalles

Trinidad, La Perla del Caribe

La ciudad de Trinidad, en origen llamada Villa de la Santísima Trinidad, fundada en 1514, era en origen un sitio de indios Tainos y ha sido una de las siete ciudades originarias de Cuba, fundadas por Diego Velázquez. Pertenece hoy a la provincia central de Sancti Spiritus, pero a pesar de no ser la capital provincial (ya que la capital lleva el mismo nombre que la provincia Sancti Spiritus), es seguramente la ciudad más importante desde el punto de vista turístico e histórico y por esta razón es llamada La Perla del Caribe o también La Joya Colonial de Cuba.

Trinidad en su contexto

La provincia de Sancti Spiritus, hasta el año 1975 formava parte, junto a las provincias Cienfuegos y Villa Clara del grande bloque provincial Las Villas que, luego de una división administrativa se ha repartido en estas tres provincias. Aparte la capital provincial, la provincia de Sancti Spiritus tiene siete otros municipios que son Cabaiguán, Fomento, Jatibonico, Yaguajai, La Sierpe, Taguasco y finalmente Trinidad.

¿Por qué Trinidad es tan única?

Trinidad, aparte de ser una de las siete ciudades más antiguas de Cuba es también la tercera más vieja, entre las cuales también se incluye la ciudad de Cienfuegos, que también lleva el mismo nombre de la provincia de Cienfuegos y es la capital. La calle con la cual se llega a Trinidad costea el mar por una distancia de 20 km aproximadamente. En las noches invernales de Cuba, los grandes cangrejos del Caribe (que según la creencia popular no se deben comer en los meses que no llevan "r"), empiezan a migrar hacia el mar y muchos de ellos caminan en el medio de la carretera, por lo tanto hay que tener cuidado y no entretenerse tanto frente al espectáculo impresionante que sus faros alumbrarán.

Trinidad dista 335 Km de La Habana y tiene un puerto que se llama Casilda. Su característica más importante es que es una de las ciudades más coloniales y típicas de Cuba, un destino obligado para muchas excursiones turística y un gran arsenal de casas particulares, incluso de gran lujo. Trinidad es una ciudad importante pero sencilla, puede ser visitada en un solo día caminando con calma entre las calles y reposando a menudo en las sombras de un patio de uno de los numerosos museos presentes.

En Trinidad también se encuentran los templios religiosos más antiguos de Cuba. De éstos, los principales son la Iglesia Parroquial Mayor Santísima Trinidad, la Ermita de Santa Ana, el Convento San Francisco de Asís y la Ermita de la Candelaria de la Popa del Barco.

En la ciudad, existe aún la casa donde pernoctó el famoso científico alemán Humboldt, considerado como el segundo descubridor de Cuba después de Cristobal Colón. Pero el encanto de Trinidad no está sólo entre los monumentos. También, al igual que Cienfuegos, Baracoa y Bayamo, Trinidad goza de una atmósfera única que no se olvida ni en cien años. Pero el museo más impresionante de la ciudad es el Museo Histórico Municipal. También vale la pena visitar Taller Alfarero, una grande fábrica de cerámica donde se utilizan aún hoy técnicas tradicionales. Y, finalmente, podemos encontrar una de las más bellas playas de Cuba apenas fueras de Trinidad, la playa Ancón donde también existe un hotel con el mismo nombre.

Trinidad, a pesar de su sencillez (y gracias a ella) es también una de las más refinadas ciudades coloniales de América. Pese a ser un pequeño centro explorable sin medios de transporte, Trinidad es definitivamente una de las más grandes atracciones de Cuba, que parece inmortalizada en el tiempo porque en las calles los coches de caballos son más frecuentes que los autos y la gente se reune en las ventanas para mirar afuera.

El clima único de Trinidad

Sin embargo, Trinidad no atrae sólo por su interés histórico y su aspecto único, también por su diversidad climática. La provincia de Sancti Spiritus es plana tanto al norte como en el sur (ya que en ambas dicrecciones confina con el mar), pero es montañosa en el medio, donde precisamente se encuentra la cadena del Escambray. En el sur de la capital provincial Sancti Spiritus, también se encuentra la Presa Zaza, el mayor lago artificial de Cuba, reservado a la pesca de trucha y con estación turística.

Hoteles y casas de renta en Trinidad

Trinidad tiene muy pocos hoteles y todos se encuentran fuera de la ciudad, pero adentro encontrará un gran número de casas particulares de todos los tipos. La mayoría de ellas tienen una doble vista, las montañas por una parte y el mar por la otra. Muchas de las casas basan su gancho precisamente en estas características climáticas que ne Cuba son únicas. Las casas de Trinidad sólo esperan de ser descubiertas tanto por turistas de playa como por aquellos que quieren explorar el verdadero interior de Cuba.

El turismo masivo normalmente asociado a las grandes cadenas hoteleras de Varadero nunca ha invadido Trinidad, donde, como hemos observado, hay pocos hoteles y muchísimas casas particulares. Por lo tanto Trinidad queda un lugar más natural, más casero, más doméstico, más personalizado, lleno de historia y hecho también de bellezas naturales y vida salvaje. Las casas particulares en Trinidad eran unas 300 entre 1997 y 2010 pero ahora su número ha aumentado considerablemente.

Historia minimalista de Trinidad

Desde su fundación, Trinidad ha sido inicialmente un asilo para los contrabandistas y los piratas y esto ha durado hasta el siglo XVIII. Estos contrabandistas llevaban mercancía, especialmente oro y esclavos desde Jamaica. Sin embargo todo esto ha cambiado desde el siglo IXX, cuando la revuelta de los esclavos de Haití provocó la llegada de los cultivadores franceses y donde Trinidad restableció su pequeño imperio. Desde entonces hubo un gran desarrollo hasta que la primera guerra de independencia devastó las plantaciones de azúcar y la ciudad cayó nuevamente en la oscuridad.

La edad de oro de Trinidad ha sido corta, y lo mismo se podría decir de Sancti Spíritus. La rebeldía de los esclavos en las plantaciones, una competencia europea intensa y, finalmente, las luchas intestinas causadas desde la guerra de independencia, han afectado de manera considerable la industria local y nacional de la caña de azúcar.

Presente y futuro, una vuelta a la gloria

Sin embargo hoy Trinidad, desde que Cuba se ha vuelto uno de los mayores destinos turísticos está resurgiendo y está conociendo de nuevo una grande etapa. No hay turista en Cuba (entre los que quieren conocer verdaderamente el país), que no visite o no haya visitado Trinidad. Por lo que esta ciudad histórica ya ha vuelto a su edad de oro y probablemente tendrá un brillante porvenir.

Ionenet SA - Todos los derechos reservados